Publicado el 27 agosto de 2014 a las 07:34, por

nina-se-viste-madre-rie-p

Los expertos en podología aconsejan una revisión antes de la vuelta al cole. El colectivo infantil, bien sea porque se les abriga demasiado en invierno o frecuentan zonas cálidas en verano, lo cierto es que los hongos aparecen en sus pies cuando menos nos lo esperamos y sin duda en verano esta situación se incrementa en casi un 70 por ciento.

Os aconsejamos acudir a los expertos, la primera exploración clínica debe hacerse en torno a los 4 años. Es en esta edad cuando se pude observar, con total fiabilidad: la posición del pie, el desgaste anormal del calzado, comprobar si existen alteraciones digitales o lesiones ungueales.

La infección micótica se puede presentar en los niños, está caracterizada por el enrojecimiento de la zona plantar e interdigital. Esta alteración suele estar acompañada de prurito, picor, y la presencia de grietas entre los dedos pequeños, también conocido como “pie de atleta”. Estos síntomas se deben al uso y abuso de calcetines o calzado confeccionado en materiales sintéticos, que no facilitan la evaporación del sudor y por desgracia hoy en día son muy utilizados.

Aunque la aparición de hongos en niños, según los expertos, solo afecta a un 1% de cada 200, bien es cierto que la probabilidad va aumentando conforme el niño va teniendo más edad. La vuelta de las vacaciones suele ser una época muy frecuente en la que nos encontramos a estos molestos visitantes en los pies de nuestros hijos. Los motivos son: el exceso de sudor y el calor, más aun si no se han tenido en cuenta una serie de precauciones como el cambio de calzado.

Desde CRES no solo cuidamos la salud de las madres sino tambien de los más pequeños.